Una mayor proporción de la deuda alimentará los ingresos públicos en 2018

SANTO DOMINGO. Una mayor proporción de los ingresos previstos el próximo año se sostendrá en nueva deuda, mientras el porcentaje del monto que se alimentará por la vía de impuestos y transferencias corrientes se reducirá, de acuerdo con el Proyecto de Ley de Presupuesto General del Estado 2018, entregado este viernes al Senado.

Los ingresos proyectados por el Ejecutivo para el próximo año ascenderán a un total de RD$816,562 millones, de los cuales unos RD$602,887.05 millones provendrán por la vía corriente, lo que equivaldrá a 73.8% del total. Mientras tanto, un 26.2% llegará de la mano de nuevo endeudamiento (RD$213,678 millones).

Pero en este año, 75.8% de los recursos que se prevé ingresen a las arcas públicas descansan sobre el cobro de impuestos, transferencias y donaciones, al tiempo que la nueva deuda representa 24.2% del total ingresado al cierre de este año.

Esto se debe a que el monto por endeudamiento previsto por el gobierno para 2018 crecerá a mayor velocidad que los ingresos corrientes. Mientras los recursos por impuestos, transferencias y donaciones aumentarán 11.74%, el impulso de la partida de fuentes financieras será de 24.3% en un año.

Los ingresos

Los ingresos corrientes se situarán en RD$601,241.82 millones, monto al que se suman las donaciones calculadas en RD$1,645.23 millones para el año 2018.

Los impuestos engrosarán la mayor parte de los ingresos totales, con RD$562,514.39 millones para el próximo año, sobre todo por el cobro de tributos sobre los bienes y servicios —entre los que se encuentra el ITBIS—, que se calcula en RD$325,407.72 millones, a los que se añadirán los ingresos por la vía de los impuestos sobre ingresos, utilidades y las ganancias de capital, que ascenderán a RD$170,814.20 millones.

Los gastos

La única forma de equilibrar la cuenta presupuestaria de 2018 es con ese nivel de deuda. Para el próximo año se estiman egresos por RD$689,886.2 millones, monto cuya mayor parte se va en gastos de consumo (RD$262,204.83 millones), en transferencias corrientes (RD$152,378.9 millones) y en gastos de la propiedad (RD$134,663.7 millones).

Pero la cuarta mayor partida que le costará más dinero al Estado será el pago de deuda. Serán necesarios unos RD$126,679.1 millones para cancelar los compromisos derivados del endeudamiento asumido durante los últimos años por el Estado dominicano.

Según explica el proyecto de Presupuesto 2018, habrá un faltante de RD$86,999.1 millones, lo que representa un déficit financiero de 2.2% del Producto Interno Bruto (PIB). La reducción con respecto a 2017, es de apenas 0.1%.